27 de diciembre de 2012

Seis microrrelatos sobre la bondad (II)

A Beatriz Troitiño

   A las puertas del Cielo, hay que rellenar un breve test de cuatro preguntas y el que falle una sola va al infierno donde uno se aburre como una ostra porque no hay allí nada que valga la pena. 

   Alguien que ha conseguido volver a la vida después de una experiencia cercana a la muerte ha podido transmitirnos ese test cuyas respuestas correctas incluso conoce porque las copió de un alma que consiguió entrar a la Gloria.

   Las preguntas empiezan todas con "¿En caso de conflicto entre estas dos cosas a cuál daría preferencia?" Hay tres opciones de respuesta, A, B y ambas. En la primera pregunta, la opción A es los seres humanos y la B, el dinero. En la segunda, A es los seres humanos y B, el amor. En la tercera, A es los seres humanos y B, Dios. En la cuarta y última, A es los seres humanos y B es la bondad. 

   Según el hombre que volvió de la muerte, lo que hizo al recuperarse milagrosamente de una embolia cerebral, el alma que consiguió entrar en el Cielo había dado preferencia en las cuatro respuestas a la opción A.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por su comentario